De Aquí y de allá Weblog

“Cuando los santos se van marchando” , a propósito de HALLOWEEN

America-Jazz-funeral

Sábado 31, Vispera de la festividad de “los fieles difuntos”. Último día de octubre, con lo que según el pueblo celta, hoy terminaba el verano y empezaba el invierno, ya que por aquel entonces y para ellos, solo había dos estaciones. Ciertamente que estos últimos días han sido de autentico verano, con temperaturas entre 23-25 grados.  Alguien me dijo que por que no escribía algo del Halloween y en esto me encuentro, precisamente en la fiesta que nos llego, como otras muchas cosas, de los americanos del norte, que a su vez lo recibieron de aquellos primeros emigrantes irlandeses, algo que, por cierto, nuestra cultura tambien celebra como el “dia de los difuntos”. Y voy con ello, cuando de algún momento a otro, como en años anteriores, llamara a la puerta alguna pandilla de niños, soltando la clásica frase de truco o trato. Espero que no tarden mucho en venir, entre otras cosas, por que me estoy poniendo “morao” de tanta gominola y demás chucherias. Mientras pensaba en esta historia, me recordé de uno de los primeros capítulos de un programa de radio que hice allá por la mitad de los 70, sobre la Historia del Jazz. Jazz Funeral

En uno de los capítulos, escribí que el Jazz nació en Nueva Orleans, o por lo menos esta ciudad fue el crisol donde se fundieron los cantos de los esclavos africanos,  con los espirituales y canciones del trabajo en las plantaciones, el ritmo y los instrumentos europeos que enseguida copiaron y aprendieron de sus “amos” blancos, como el trombón, trompeta, piano, contrabajo, etc. Allí nacieron los primeros grupos y bandas, curiosamente y entre otras funciones, como acompañamiento de cortejos fúnebres que en nada se parecían a los nuestros. Estos cortejos terminaban en un colorista desfile, en el que no faltaba el ron y la danza. Su paso por “Congo Square, Bourbon Street o cualquier calle de Nueva Orleans, sería todo un espectáculo. Por esto traigo uno de los temas mas interpretado que inicialmente fue de una cadencia lenta, funeraria, para terminar convirtiéndose en al frenético y sumamente caliente, el celebre “When the Saints go marching in”. Si quieres hacer una pausa en la lectura, escucha esta marcha de la que hay infinidad de versiones. Yo he elegido esta. Espero que te guste

. . . . . . . . .

El Halloween, es una fiesta proveniente de la cultura céltica que se celebra principalmente en EEUU en la noche del 31 de octubre. Los niños se disfrazan para la ocasión y pasean por las calles pidiendo dulces de puerta en puerta. Después de llamar a la puerta los niños pronuncian la frase “truco o trato” o “dulce o truco” (proveniente de la expresión inglesa trick or treat). Si los adultos les dan caramelos, dinero o cualquier otro tipo de recompensa, se interpreta que han aceptado el trato. Si por el contrario se niegan, los chicos les gastarán una pequeña broma, siendo la más común arrojar huevos o espuma de afeitar contra la puerta.

S us orígenes se remontan a los Celtas y la fiesta fue exportada a los Estados Unidos por e migrantes sobre todo irlandeses en el S. XIX, más o menos hacia 1846. La fuerza expansiva de la cultura de EEUU, ha hecho que Halloween se haya popularizado también en otros países. La historia del Halloween se remonta a hace más de 2.500 años, cuando el año celta terminaba al final del verano, precisamente el día 31 de octubre de nuestro calendario. El ganado era llevado de los prados a los establos para el invierno. Ese último día, se suponía que los espíritus podían salir de los cementerios y apoderarse de los cuerpos de los vivos para resucitar. Para evitarlo, los poblados celtas ensuciaban las casas y las “decoraban” con huesos, calaveras y demás cosas desagradables, de forma que los muertos pasaran de largo asustados. DSCF0187De ahí viene la tradición de decorar con motivos siniestros las casas en la actual víspera de los “fieles difuntos” y también los disfraces. Ahora mismo los que mas disfrutan son los pequeños que salen a la calle como mejor les parece como el caso de estos tres visitantes que llegaron, para meter miedo y asustar y de paso, pedir su ración de golosinas.

– – – – – – He recibido un e.mail de un amigo y tocayo que me ha hecho recomponer este artículo. Me dice que me estoy “americanizando” y alguna cosa mas, para mostrar su desacuerdo con esta celebración. Y no le voy a quitar la razón. Yo solo he constatado algo que esta ahí y que, dicho sea de paso, a mi tampoco me gusta, entre otras cosas por que, para disfrazarse ya esta Carnaval ¿no?. Por lo demás y como decía Serrat en “Pueblo Blanco” … juro por lo que fui que me iría de aquí, pero los muertos están en cautiverio y no nos dejan salir del cementerio.

– – — – – – – – – – . . . . . .

La canción está escrita en 1971, la letra es de Serrat y la música también, con arreglos de J.C.Calderon y creo que es magistral, como cada una de las incluidas en aquel álbum “Mediterraneo”. No tiene nada que ver con toda esta historia de Halloween, pero por lo menos me ha dado la oportunidad, gracias a mi tocayo de “Diamantes Musicales” a escucharla nuevamente este tema en el que se habla de la muerte, algo tan normal como “la vida misma” … Y me pregunto por qué nacerá gente si nacer o morir es indiferente …

Colgado de un barranco duerme mi pueblo blanco bajo un cielo que,

a fuerzade no ver nunca el mar,se olvidó de llorar.

Por sus callejas de polvo y piedra por no pasar, ni pasó la guerra.

Sólo el olvido…

camina lento bordeando la cañada donde no crece una flor ni trashuma un pastor.

El sacristán ha visto hacerse viejo al cura. El cura ha visto al cabo y el cabo al sacristán.

Y mi pueblo después vio morir a los tres…

Y me pregunto por qué nacerá gente si nacer o morir es indiferente.

De la siega a la siembra se vive en la taberna.

Las comadres murmuran su historia en el umbral de sus casas de cal.

Y las muchachas hacen bolillos buscando, ocultas tras los visillos, a ese hombre joven que,

noche a noche, forjaron en su mente.

Fuerte pa’ ser su señor. Tierno para el amor…

Ellas sueñan con él, y él con irse muy lejos de su pueblo.

Y los viejos sueñan morirse en paz, y morir por morir, quieren morirse al sol.

La boca abierta al calor, como lagartos. Medio ocultos tras un sombrero de esparto.

Escapad gente tierna, que esta tierra está enferma,

y no esperes mañana lo que no te dio ayer,

que no hay nada que hacer.

Toma tu mula, tu hembra y tu arreo.

Sigue el camino del pueblo hebreo y busca otra luna.

Tal vez mañana sonría la fortuna. Y si te toca llorar es mejor frente al mar.

Si yo pudiera unirme a un vuelo de palomas, y atravesando lomas dejar mi pueblo atrás,

juro por lo que fui que me iría de aquí…

Pero los muertos están en cautiverio y no nos dejan salir del cementerio.

Anuncios

31 octubre 2009 - Posted by | Uncategorized

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: